martes, 18 de septiembre de 2012

EL JUEZ BOMBA

24 de Mayo de 1964, en el Estadio Nacional de Lima en un partido de futbol entre las selecciones de Perú y Argentina, en el que se disputaba un cupo para las olimpiadas de Tokio, ocurrió la más terrible tragedia en la historia del deporte nacional.
 


Minuto 35 del segundo tiempo gol de Kilo Lobaton para Perú, pero el árbitro uruguayo Ángel Eduardo Pazos lo anula, lo que da inicio a una protesta del público que invade la cancha con la intención de agredir al árbitro y a los jugadores argentinos; el Jefe de la Policía, Comandante De Azambuja, ordena que se usen bombas lacrimógenas contra el público en las tribunas, sin tomar en cuenta que las puertas de salida del estadio aún estaban cerradas.

 
Resultado, 312 muertos (90% por asfixia), autos quemados, ataques a tiendas y edificios, la ciudad era un caos completo y todo por una decisión de un árbitro que nunca pensó cuales serían las consecuencias de la misma y que, como el mismo lo dijera 45 años después, quisiera volver el tiempo y cambiarla por completo.


2012 se disputa la copa Reforma del Transporte para lo cual se cuenta con una importante infraestructura vial, modernos y espaciosos buses Euro 4, además de haberse logrado la reorganización de las empresas de transporte mediante la promulgación de un nuevo reglamento. Al parecer todo será un éxito y pronto se verán los resultados de la reforma; aunque se ha obviado un pequeño pero importante detalle, la necesidad de contar con fiscalizadores que estén a la altura de esta importante reforma.


Volviendo a la metáfora futbolística, se imaginan un partido de la copa del mundo que sea dirigida por un árbitro que no reúna las condiciones mínimas de idoneidad para ese importante encargo, que no tenga personalidad, criterio, juicio, buen estado físico y sobre todo un absoluto conocimiento del reglamento a aplicar. Definitivamente que su presencia en la cancha solo traerá problemas y malogrará el espectáculo. Lo mismo puede ocurrir con la reforma del transporte sino se hace algo para elevar el nivel profesional de los Inspectores Municipales de Transporte, los cuales a pesar de tener una enorme voluntad y dedicación aún no se encuentran a la altura de esa tremenda responsabilidad.
 
Recordemos que las normas son elaboradas por especialistas y son la base para el buen desarrollo de la actividad propuesta, pero estas de nada servirían si no contamos con una persona capaz de controlar y verificar su correcta aplicación, es decir, es el encargado de materializar la norma y sin su participación ninguna actividad sería posible.
 
En la actualidad los requisitos para ser Inspectores son mínimos, basta con que cuenten con DNI, ruc y que tengan secundaria completa, para que luego de una capacitación obtengan la categoría de Inspectores es decir, convertirse en la autoridad máxima en el campo de juego. Como se verá es poco lo que se exige y es mucha la responsabilidad del cargo, ya que sus decisiones muchas veces serán inamovibles y si no son acertadas podrán ser generadoras de conflictos y reacciones adversas que dañen la buena imagen y majestad de la autoridad, en lugar del orden deseado para el éxito de la reforma.


Un eficaz planeamiento, la elaboración de un perfil adecuado, un buen proceso de selección y capacitación, así como el seguimiento y la evaluación del desempeño, serán la base para la construcción de la figura de una AUTORIDAD que no esté sustentada únicamente en la LEGALIDAD, sino también en la LEGITIMIDAD que todos esperamos que tenga; estas son tareas urgentes que debe asumir la autoridad como parte fundamental de la Reforma del Transporte y no tener que esperar que se levanten voces de protesta y reclamos en una relación que debería ser de reconocimiento y confianza.

2 comentarios:

  1. LOSINSPECTORES MUNICIPALES TIENEN Q SER CAPACITADOS PARA PODER EJERCER SUS FUNCIONES A CABALIDAD Y PARA ESO NESECITAN UNA ESCUELA DE INSPECTORES DE DONDE SE FORMARAN Y OBTEDRAN EL CONOCIMIENTO TECNICO DE SU LABOR COMO INSPECTOR , HAY Q DARLES TODAS LAS HERRAMIENTAS DESDE UN BUEN UNIFORME DE BUENA CALIDAD Y REMUNERACION ACERTADA.

    ResponderEliminar
  2. EL JUEZ BOMBA

    Mala capacitación mal desenvolvimiento .
    Los inspectores que participan deberán tener conocimientos teórico técnicos y aplicarlos en las calles, guiado en todo momento por los supervisores, con el propósito de proteger integridad física de los pasajeros que trasladan así como el mejor desenvolvimiento de los trayectos.
    Lo más importante es la adecuada CAPACITACIÓN que deben recibir los inspectores para así tener los conocimientos necesarios para saber cómo actuar en diferentes situaciones que pudieran presentarse, y no equivocarse por desconocimiento es muy importante la uniformidad de criterios ,así todo marchara muy bien desde el principio.
    Es importante una adecuada identificación ya que ellos serían la cara e imagen de la institución, tendrían que estar bien identificados para que así también los usuarios sabrían a quién recurrir en caso de alguna consulta o duda.
    Ante la comparación con la decisión del árbitro en el partido de fútbol es cierto si no se da una buena capacitación se corre el riesgo de que en algún momento por desconocimiento algún efectivo inspector cometa un gravísimo error que podría desencadenar en todo un problema de magnitudes, e incluso daños a terceros.
    Son los encargados de controlar a todos los conductores y ómnibus de transporte urbano de pasajeros, los operativos lo realizan en coordinación con la Policía Nacional del Perú.

    ResponderEliminar